Europa aún financia la Tortura, los Drones y el perfil racista israelí #Boycott
Posted in

Europa aún financia la Tortura, los Drones y el perfil racista israelí #Boycott

Es el momento para que los ciudadanos europeos exijan que ni un céntimo más de sus impuestos sea empleado en las empresas miltares y de seguridad israelíes. Mientras os líderes europeos se reúnen en Bruselas para debatir el futuro de la UE, deberían ser advertidos para poner en funcionamiento los valores de responsabilidad, justicia y solidaridad – y dejar de financiar el aparato represivo israelí contra la juventud palestina.

La UE ha canalizado miles de millones de euros para mantener el régimen israelí de ocupación y apartheid a través de sus esquemas financiados de investigación y desarrollo. En la actualidad están creciendo las protestas contra "Lawtrain" un proyecto de cinco millones de euros financiado por la UE que junta al Ministro israelí de Seguridad Pública y a la Policía Nacional Israelí con sus homólogos de Bélgica, Portugal y España. Lawtrain ve a empresas, universidades e institutos de investigación juntándose para desarrollar tecnología que unifique la metodología para los interrogatorios policiales. En mayo, el Comité de las NU Contra la Tortura exhortó una vez más a Israel a ilegalizar la tortura y a subrayar las actuales prácticas de tortura y malos tratos en los procesos interrogatorios, en particular contra los jóvenes palestinos.

Brutalidad contra niños

Un informe palestino ha demostrado que el 97 por ciento de los menores palestinos detenidos en Israel no tuvieron acceso a asesoría legal ni antes ni durante los interrogatorios. Durante los interrogatorios, el 28.7 por ciento fueron sujetos de abusos verbales o intimidación, confinamiento solitario o acoso sexual, el 27.5 por ciento fueron expuestos a violencia física que incluía el ahogamiento, los golpes y golpear la cabeza de los niños contra la pared.

Aún así las instituciones europeas están usando el dinero de sus contribuyentes en este proyecto a cuatro años, iniciado por Israel, para desarrollar un software que mejore la habilidad en los interrogatorios construido sobre la experiencia de las fuerzas policiales israelíes. Promueve la cooperación más allá de la llamada "diferencias de cultura, legislación y estilos de interrogación", normaliza las metodologías de interrogatorio ilegales y el sistema de control y la represión militar israelí y ayuda a su mantenimiento. Lawtrain podría hasta servir como puerta de entrada para la proliferación del tratamiento inhumano a los sistemas de justicia europeos.

En Portugal, grupos de la sociedad civil han lanzado una campaña pública contra la participación de su gobierno en el proyecto. El Partido Comunista Portugués, de cuyo apoyo depende el gobierno, y el Partido de los Verdes le han pedido al gobierno salir del proyecto, heredado de la administración anterior. En Bélgica, la sociedad civil se está movilizando y la prensa en ambos países ha criticado el proyecto.

Hasta dentro de los círculos de la UE, la cooperación con la policía israelí es controvertida. En el 2014, un documento de trabajo de la UE proponía terminar con la cooperación con la policía israelí, dado que sus cuarteles generales estaban ubicados en un asentamiento en el Jerusalén Este ocupado. El año pasado, El Consejo de Europa de Relaciones Exteriores propuso medidas similares. El acuerdo de cooperación Europol-Israel parece estancado y se enfrenta a continuas críticas. La respuesta de la Comisión de la UE de que "la información obtenida en obvia violación de los derechos humanos no será procesada" parece ignorar la realidad de que el sistema israelí está construido sobre las violaciones de los derechos humanos.

Desgraciadamente, Lawtrain no es el único proyecto apoyando la ocupación israelí entre los casi € 80

billones asignsdos al programa de investigación Horizon 2020 de la UE.

Decepción por el uso dual

La financiación de investigación de la UE está concentrada en grandes empresas multinacionales involucradas en múltiples proyectos, entre ellas varias empresas militares. Aunque las reglas de la UE prohíben financiar tecnología militar, sus directrices sobre el uso dual permiten el desarrollo de tecnología militar mientras el proyecto en si mismo esté orientado al uso civil. Israel admite la aplicación militar sistemática de capacidad de uso dualy. Como declaró Isaac Ben-Israel, president de la Agencia Espacia Israelí: “Como somos un país pequeño, si construyes una línea pequeña de producción de satélites, la IAI [Israeli Aerospace Industries], será usada para lo militar y lo comercial.” Financiar directamente al ejército israelí y al sector de seguridad alimenta su capacidad para mantener el sistema israelí de apartheid y ocupación. Mientras la Comisión de la UE continúe financiando el desarrollo de la capacidad israelí de llevar a cabo grandes violaciones de la ley internacional y de los derechos humanos, todas las condenas de la UE sobre las prácticas ilegales israelíes y los esfuerzos de la política exterior quedan como ejercicios fútiles. Israel continuará rechazando cualquier esfuerzo por lograr la paz y por respetar la ley internacional, igual que ha desairado las actuales conversaciones de paz de París. 

Entre 2007 y 2013, la UE ha financiado más de 1500 proyectos de investigación y desarrollo con participación israelí. Israeli Aerospace Industries (IAI) ha participado en proyectos para desarrollar tecnología para vehículos no tripulados, financiados con casi 15 millones de euros.

Drones asesinos

El proyecto Oparus ha desarrollado aviones pilotados por control remoto, como los que suministra IAI para las agresiones militares contra el Líbano y Gaza, así como tecnologías para la imagen térmica. El Coronel Desmond Travers, miembro de la misión investigadora de las NU sobre la Operación Plomo Fundido en Gaza en el 2009, ha declarado "las tecnologías de imagen térmica es probable que hayan sido usadas para identificar blancos con alta ocupación. Tales blancos surgen cuando los palestinos huyen a las casas de familiars o amigos en zonas de Gaza en las que creen estar a salvo".

Segúnlos informes de las NU y de grupos de derechos humanos, docenas de civiles han sido asesinados por fuego explosivo israelí en hogares llenos de gente buscando refugio. IAI ha estado involucrada en otros 15 proyectos, capando una financiación pública total de € 148.55 millones.

Elbit Systems es otra de las grandes empresas militares israelíes que ha visto recompensadas sus contribuciones tecnológicas a las serias violaciones de la ley internacional por parte de la UE. Uno de los contratistas para el Muro ilegal de Israel y el principal proveedor de drones para el ejército israelí, la empresa es parte del proyecto Horizon 2020 Flysec que intenta desarrollar un proceso de seguridad integrado en los aeropuertos para los pasajeros.

Elbit ofrece en este contexto sus sistemas de vigilancia Lorros así como una tecnología de procesamiento de imagen remota, que está siendo usada como parte del Muro ilegal israelí, para reforzar el asedio sobre Gaza y durante las agresiones militares israelíes.

Flysec es también un equipo para afianzar un modelo de puesta de seguridad dentro de nuestras sociedades, donde los principios de no discriminación, privacidad y otros derechos humanos son abandonados a favor de un sistema de control casi Orwelliano.

Después de que Estocolmo, Malmo y Copenhagen se opusieran a las inspecciones israelíes en sus aeropuerots, y con estudios oficiales informando del nivel de  perfil racial en los controles de seguridad israelíes, que la UE apoye un proyecto que usa la capacidad israelí para un "historial de control y perfilado de pasajeros más eficiente" nunca debió haber sido aceptado.

La punta del iceberg

El ejemplo israelí descubre solo la punta del iceberg de los problemas de la asignación de dinero a través del Horizon 2020. Respetar a los ciudadanos y los estándares de los derechos humanos nunca a estado en esa agenda. Más a menudo las grandes empresas y sus grupos de presión, incluyendo el sector de seguridad y militar israelí, ha ganado la carrera por el dinero de impuestos distribuido a través de los esquemas de financiación de la UE.

Mientras la UE necesita cambiar sus reglas, los participantes en los proyectos financiados por la UE tienen su propias obligaciones morales, políticas y legales.

Los entes públicos y gubernamentales deben respetar sus obligaciones bajo la ley internacional y sus propias constituciones. Es el momento de que los ciudadanos europeos exijan que ni un céntimo de sus impuestos sea gastado en el ejército israelí ni en sus empresas e instituciones de seguridad, y de que los gobiernos presionen a la UE por su política y ética inconsistentes y para que la UE enmiende sus hechos.

Para ver la versión original de Middle East Eye

– Maren Mantovani es el coordinador superior internacional de la Campaña Stop the Wall Campaign y de

la Coalición por la Defensa de la Tierra Palestina. 

Los puntos de vista expresados en este artículo pertenecen al autor y no reflejan necesariamente la

política editorial de Middle East Eye.

Foto: Una bandera israelí colocada cerca de una bandera de la Unión Europea en los cuarteles generales

de la Comisión de la Unión Europea en Bruselas el 23 de Junio del 2016 (AFP).

en_USEnglish